Entregados en Barcelona los Premios NAN Arquitectura y Construcción de 2011


La quinta edición de los galardones contó con una participación muy elevada, que superó todas las expectativas.

El pasado día 30, se celebró en Barcelona, en el Hotel Arts Ritz-Carlton, la entrega de los V Premios NAN Arquitectura y Construcción, correspondientes a 2011. Los premios, organizados por el Grupo TPI, están asociados a su revista NAN y al portal nanconstrucción.es y contaron en esta edición con 16 categorías: once en Materiales de Construcción y cinco en Arquitectura.

La gran novedad de estos prestigiosos galardones fue la gran cantidad de participantes en las nuevas categorías de arquitectura, a las que concurrió algo más de un centenar de estudios y arquitectos, los cuales presentaron más de doscientos proyectos y obras a concurso. Estas cifras superaron largamente las mejores expectativas para unas categorías de reciente creación.

El acto de entrega de los premios estuvo precedido por un ciclo de conferencias en el que participaron Carlos Ferrater, doctor arquitecto y catedrático de Proyectos de la escuela Técnica Superior de Arquitectura de Barcelona, Enric Ruiz-Geli, presidente de Cloud 9, y Lluís Comerón, decano del Colegi d’Arquitectes de Catalunya (COAC). Jordi Ludevid i Anglada, presidente del Consejo Superior de los Colegios de Arquitectos de España (CSCAE), clausuró el encuentro.

Jose Luis Prado, consejero delegado editor del Grupo TPI, inauguró la V Entrega de los Premios NAN, agradeciendo la gran participación. También apuntó que la entrega de los premios en Barcelona da comienzo a la itinerancia del acto, tras cuatro años de celebración en Madrid. Además, destacó el lanzamiento por el Grupo TPI de la primera red social profesional para arquitectos, a la que seguirá en el 2012 la creación de un Business Center Virtual para dichos profesionales.

En su intervención, Carlos Ferrater hizo una llamada al orden, a la sensatez, y a evitar todo lo que se ha dilapidado en años pasados. En su opinión “la verdadera crisis fue la construcción masiva que se venía haciendo hasta ahora y lo que estamos atravesando ahora son sus consecuencias”. Para Ferrater hay que recuperar la arquitectura de siempre como un servicio a la sociedad.

Enric Ruíz Geli dio varios ejemplos de arquitectura llevada a cabo en la zona del 22@ de Barcelona, en la que se ha desarrollado toda una nueva serie de edificios para alojar a las empresas englobadas en el Cluster de las TIC. Precisamente uno de estos nuevos edificios supone un claro ejemplo de la tendencia de arquitectura postmoderna con doble lenguaje. Ruiz Geli insistió en que la primera apuesta debe ser por la ligereza, quitando masa a la superficie, lo cual es posible a partir de un modelo de producción distribuido, en el que la participación de robots es fundamental. La utilización de estos robots agiliza muchísimo los procesos, lo que economiza el proyecto. Igualmente es importante apostar por una arquitectura educativa en la que participen especialistas de otros campos que ayudarán a descubrir nuevas formas, nuevos materiales. En definitiva se busca la eficacia y una arquitectura responsable.

Lluís Comerón, agradeció que la entrega de los premios se celebrara en Barcelona e hizo referencia a la crisis diciendo que “no se trata de crisis sino de cambio, así que hay que asumirla y se acabó”. Para Comerón la primera premisa es “adaptación versus resistencia al cambio”, sobre la que comentó que es evidente que el cambio ha sucedido y no queda más remedio que asumirlo. La siguiente premisa es “adaptación versus evolución”; en su opinión, adaptarse puede ser útil en cambios pequeños pero peligroso en gran magnitud, por eso dice que lo que hay que hacer es cambiar, evolucionar y transformarse para responder a un cambio tan profundo como el que estamos padeciendo.

Finalmente, Jordi Ludevid apuntó en su discurso que “todas las crisis se resuelven a favor de la productividad y el conocimiento por la inteligencia no excluye a lo arquitectónico, sino que lo sirve, así que el sector será distinto y nuestra misión es refundarlo entre todos. Nuestra tarea es liderar y compartir las bases de un nuevo modelo para el sector de la edificación ya que en el siglo XXI proyectar arquitectura será transformar edificios”.

El presidente de CSCAE considera que “es necesaria una regulación pública radical para poder sobrevivir en los próximos cuatro años, que van a ser igual de duros que los ya pasados. Para ello, hay que tener en cuenta varias consideraciones, como que de las grandes crisis salen grandes alianzas, y ése es precisamente uno de los objetivos de la regulación que se está preparando y que se quiere llevar a cabo”. Según Ludevid “no es tiempo de frivolidad, sino de alineación estratégica, porque la división es insostenible. La propuesta es una gran alianza, un respeto mutuo y la generación de un clima de confianza ya que la arquitectura está al servicio de las personas”.

La relación de premiados es la siguiente:

Premios a los Mejores Materiales
Como es tradicional desde la primera edición, el Jurado de los Premios a los Mejores Materiales estuvo encabezado por el presidente del CSCAE e integrado por directivos de importantes empresas constructoras del país (Acciona, Dragados, FCC, Ferrovial, OHL y Sacyr).

El ganador de la categoría de Aislamiento, impermeabilización y pintura fue Isover, con su producto Isofex, siendo finalistas Optimer, con Polynum RPT; Pinturas Montó con Montó Therm, e Isoduri, con Pintura Semimineral Nox.

En la categoría de Carpintería de madera, metálica, PVC y vidrio venció Fakro, con Ventane Fit Thermo, y fueron finalistas Technal, con Corredera de hoja oculta Lumeal, y Grupsa, con Rotary Systems.

La categoría Cerrajería y metalistería tuvo como ganador a Duroflama, con su producto Girondur; los finalistas han sido Torinco, con Eurotorr; Arregui con Welcome, y Grupsa, con Cleam System.

Venció en la categoría Climatización y calefacción Olimpia Splendid, con Unico, en tanto que los finalistas fueron Carrier, con Touch Pilot, y Roth-Global Plastic, con ACS.

En la categoría Electricidad, electrónica, iluminación y domótica, ganó Lutron, con Grafik Eye QS Inalámbrico; en cuanto a los finalistas, estos fueron Schneider, con Odace, y Socelec, con Acqueo.

La categoría Estructuras, fachadas, cubiertas y divisorias tuvo como ganador a Fullflow, con su Sistema Sifónico, y como finalistas a Hispalyt, con Structura, y a Aurubis, con Nordic Composite.

En la categoría Instalaciones de agua y piscinas el galardón fue para Roth-Global Plastic, con Depósitos para agua Rothagua, siendo finalistas Geberit, con Pluvia, y Mendaro, con Depósito elevado.

La categoría Maquinaria, herramientas, equipos, elevación y transporte tuvo como vencedor a Rubi, por su Asiento ergonómico SR-1, en tanto que los finalistas fueron New Holland, con L220, y el Grupo Ibergrúas, con Grúa Torre y Automontante.

En la categoría Pavimentos y fachadas ganó Favemanc, con su producto Ecoceravolt, y los finalistas fueron Pavimentos de Tudela, con Ecogranic, y Ceracasa, con Ecom4tile.

El vencedor en la categoría Sanitarios, cocinas, griferías y accesorios fue Zeyron, con Mixer & Thermo, quedando finalistas Geberit, con Duofix, y Urimat, con 12301.

Finalmente en la categoría Varios, técnicas y soluciones constructivas fue ganador Protec, con Naturprotec, y los finalistas Thyssenkrupp Encasa, con Gulliver; Schidler, con Port, y Financiera y Minera, con TX Active.

Premios de Arquitectura
El Jurado de los Premios de Arquitectura, también encabezado por el presidente del CSCAE, Jordi Ludevid i Anglada. Además de éste, lo integraron los arquitectos Rafael de la Hoz, Carlos Lamela y Francisco Javier Maroto.

Categoría Mejor integración de la energía en la arquitectura: AH Asociados, por Estudio de arquitectura en Cizur Menor (Navarra)

Categoría Mejor proyecto de un estudio español en el extranjero: Mateo Arquitectura, por Ampliación de la Sede Central de PGGM en Zeist, Utrecht (Holanda)

Categoría Mejor proyecto de reforma: Guillermo Vázquez Consuegra, por Restauración del Palacio de San Telmo

Categoría Mejor proyecto de construcción no residencial: José María Sánchez García, por Edificio perimetral y adecuación del entrono del Templo Romano de Diana

Categoría Mejor construcción residencial: Ruiz-Larrea & Asociados, por Hemiciclo Solar. Edificio bioclimático de 92 VPPA en Móstoles.